Encefalitis letárgica: Definición, Causas, Síntomas y Tratamiento

Entre los años 1917-1928, azotó una epidemia que dio muerte a alrededor de un millón de personas. Era una desconocida enfermedad que dañaba el cerebro, ocasionándole al afectado una parálisis generalizada, sin poder hablar ni moverse. Para entonces no se tenía idea sobre que ocasionaba o curaba esta enfermedad a la que se le llamó encefalitis letárgica. Después de aparecer repentinamente, la enfermedad desapareció de igual forma, parándose la epidemia y solo ocurriendo casos puntuales y aislados.

Definición de encefalitis letárgica

La encefalitis letárgica es un tipo atípico de encefalitis que ocasionó una epidemia mundial (1917-1928), y que afectó a unas cinco millones de personas. Un tercio de los contagiados murieron, otro tercio sobrevivió y se recuperaron, pero el resto quedaron inmóviles, aletargados, en un estado semi-inconsciente. Algunos de estos pacientes pudieron mejorar y despertar temporalmente de su raro sueño  debido el tratamiento con L-DOPA que le administró el doctor Oliver Sacks para los años sesenta.

Fue en el año 1917 cuando se describe por primera vez esta enfermedad gracias al neurólogo Constantin von Economo. En España, fueron los doctores Muñiz y Jurado, médicos militares, quienes realizaron los primeros estudios de esta extraña enfermedad. La película Despertares narra como la encefalitis letárgica condujo a muchos de los afectados a un profundo estado de semi-inconsciencia, cómo despertaron gracias a la droga L-DOPA, y cómo volvieron a caer de nuevo en su terrible adormecimiento.

Causas de la encefalitis letárgica

Las causas de la encefalitis letárgica se desconocieron por mucho tiempo, incluso aun en la actualidad no hay una clara certeza. Sin embargo para el año 2004 se realizaron investigaciones al respecto que arrojaron luz a las causas de esta misteriosa enfermedad. La encefalitis letárgica parece deberse a una reacción autoinmune de nuestro organismo a una enfermedad. La respuesta completamente desproporcionada del organismo ante la enfermedad, ocasiona un daño mucho mayor que la enfermedad en sí misma. También, ciertas investigaciones británicas, mostraron que el origen de la enfermedad podía responder a una mutación de la bacteria del género del estreptococo. Aunque  la variante común de la bacteria solo produce enfermedades leves y tratables de la garganta, la bacteria mutada ocasiona una respuesta alarmante del sistema inmune de la persona manifestándose en el sistema nervioso.

Quiz: ¿Qué sabes sobre la encefalopatía?

Realiza este cuestionario y descubre cuánto conoces sobre esta condición cerebral.
> Sí, quiero saber >

Síntomas de la encefalitis letárgica

Para comenzar, la enfermedad afectaba al sistema nervioso. Los primeros síntomas de la encefalitis letárgica eran fiebres altas, dolores de cabeza y dolores de garganta. Luego se agravaba el paciente presentando rigidez y debilidad muscular, temblores y hasta psicosis. Cuando eran casos más graves, el afectado entraba en coma, en  un estado de mutismo y akinesia, inmóvil y sin habla. Y aun quienes se recuperaban podían correr el riesgo de desarrollar síntomas propios del Parkinson.

Tratamiento de la encefalitis letárgica

Cuando el paciente empieza a manifestar síntomas de encefalitis letárgica el tratamiento consiste en estabilizarlo, pues la persona tiene mucha dificultad. Durante esta fase inicial la administración de esteroides pueden resultar en mejoría en algunos casos. No obstante, hay pacientes en los que no resulta y la enfermedad sigue avanzando progresivamente, causando daño cerebral y presentando síntomas similares a los que produce la enfermedad de Parkinson. Para la fase avanzada de la encefalitis letárgica se proporciona tratamiento sintomático.

En la década de los 60 se les administró Levodopa a los pacientes con encefalitis letárgicas. Aunque en principio parecía dar resultado, despertando a quienes por años habían padecidos los terribles efectos de esta misteriosa enfermedad, las mejorías duraron poco. A parte de ocasionar efectos secundarios, cada vez se necesitaban dosis más altas del medicamento para obtener respuesta en el paciente, hasta que simplemente no respondía pese a administrársele esta medicina usada para tratar el Parkinson.

La prescripción de Zolpidem, un sedante hipnótico, ha reportado, en ocasiones, resultados satisfactorios al tratar la encefalitis letárgica.

libroIMPORTANTE: Descarga completamente GRATIS nuestro libro electrónico; “Encefalopatía. La guía completa”.

Después de leer este ebook serás capaz de comprender y reconocer: Las causas, síntomas, diagnóstico, tratamientos, complicaciones y prevención de cada uno de los tipos de encefalopatías.